Una operación conjunta entre la Ertzaintza y la Guardia Civil permite desmantelar un punto de venta de drogas en Gorliz (Bizkaia)

Comparte/Partekatu

Efectivos de la Ertzaintza y la Guardia Civil detuvieron la pasada semana en Gorliz a un varón y una mujer, de 37 y 41 años de edad, en el marco de una operación conjunta de ambos cuerpos policiales contra el tráfico de drogas denominada “Erramu-Bilibio”. El lugar donde se produjeron las detenciones se había convertido en punto de venta de sustancias estupefacientes, al que acudían otros traficantes y consumidores de Bizkaia y La Rioja. Durante el registro se intervinieron más de 860 gramos de “speed” con los que se podían haber elaborado 3.440 dosis, así como pastillas de éxtasis, marihuana, armas prohibidas, dinero y otros efectos.

Un dispositivo policial ha permitido desmantelar un importante punto de venta de droga en la localidad de Gorliz (Bizkaia), el cual, según las investigaciones servía para abastecer de “speed”, “éxtasis” y “marihuana” a otros traficantes y consumidores de Bizkaia y La Rioja.

Coordinación y Cooperación Policial

A principios de este año, el Centro de Inteligencia contra el Terrorismo y el Crimen Organizado -CITCO-, detectó que la Ertzaintza y la Guardia Civil investigaban a un mismo individuo por su presunta relación con el tráfico de drogas, por lo que una vez puestos en marcha los mecanismos de colaboración existentes, se decidió llevar a cabo una operación conjunta entre ambos cuerpos policiales denominada “Erramu-Bilibio”.

Los dispositivos policiales desarrollados determinaron que el principal sospechoso había establecido, junto a su pareja sentimental, un destacado punto de venta de droga en el interior de una nave industrial de la localidad de Gorliz (Bizkaia).

El citado pabellón contaba con cámaras de seguridad como sistema de vigilancia para detectar la presencia policial. Al lugar acudían traficantes y drogodependientes de Bilbao y La Rioja para abastecerse de “speed”, “éxtasis” y “marihuana”.

Una vez se obtuvieron todas las pruebas incriminatorias, el equipo de investigación irrumpió en el interior de la nave de forma sorpresiva y procedió a la detención de los dos implicados el pasado 13 de abril.

Durante los registros llevados a cabo por la Ertzaintza, en colaboración con la Guardia Civil, se intervinieron más de 860 gramos de “speed” con los que se podían haber elaborado 3.440 dosis, así como pastillas de éxtasis, marihuana y poppers, un pistola del calibre 6,35 con el nº serie borrado, dos armas paralizantes tipo tasser, 4.600€ en efectivo, cuatro teléfonos móviles, dos ordenadores portátiles, una memoria USB, una máquina para contar billetes, un medidor laser, llaves dinamométricas, dos envasadoras, básculas digitales y documentación para su estudio.

Los presuntos responsables del punto de venta de droga, un varón y una mujer de 37 y 41 años, fueron detenidos como presuntos autores, en diferentes grados de participación, de un delito contra la salud pública por tráfico de drogas y otro de tenencia ilícita de armas. Los detenidos estuvieron en dependencias de la Ertzain-etxea de Sestao hasta su puesta a disposición judicial.

Las diligencias instruidas por la Ertzaintza, junto con los detenidos y efectos intervenidos, fueron puestas a disposición del Juzgado de Instrucción de número cuatro de Getxo (Bizkaia), que decretó el ingreso en prisión del varón detenido.


Comparte/Partekatu

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *