¿Qué es un glaucoma y cómo identificarlo?

Comparte/Partekatu

Existen innumerables patologías que son difíciles de detectar debido a que son asintomáticas.

En tales casos, una consulta a tiempo al especialista puede marcar la diferencia entre un caso reversible de uno irreversible. En lo que tiene que ver con afecciones del ojo, el glaucoma es una de las enfermedades con menos síntomas, más “silenciosa”. Saber cuáles son sus signos y síntomas más destacados antes de que se presente la enfermedad, es fundamental para acudir a un centro especializado para evitar llegar tarde a su tratamiento.

El Instituto Oftalmológico Dexeus trabaja para prevenir, tratar y corregir cualquier enfermedad relacionada con la visión.

Qué es el glaucoma

Se entiende por glaucoma el conjunto de enfermedades causadas por un deterioro del nervio óptico, provocado por un incremento de la presión intraocular. Esto ocurre cuando el ojo no es capaz de drenar adecuadamente el fluido intraocular, también llamado humor acuoso. Cuando el sistema de drenaje se bloquea, el líquido se acumula dentro del ojo, aumentando así la presión intraocular.

La presión acumulada comprime los capilares por los cuales el ojo se nutre de oxígeno y otros elementos. El nervio óptico es especialmente sensible a los déficits de oxígeno y nutrientes, provocando su atrofia y de forma indolora. Este daño es el que provoca una disminución progresiva de la visión. Para que la afección no provoque ceguera, es importante detectar el glaucoma a tiempo e iniciar su tratamiento.

La importancia de las revisiones

Para prevenir a tiempo la formación de un glaucoma, es importante la realización de controles oftalmológicos anuales a partir de los 35 años. Como se mencionó previamente, el glaucoma, en la mayoría de los casos no presenta síntomas y solo es posible detectarlo en estadios iniciales, mediante un examen ocular completo. El oftalmólogo mide la presión intraocular, revisa el ángulo de drenaje (trabéculo), comprueba la visión periférica y examina el nervio óptico, determinando así el estado del ojo y su estado de salud.

Tratamientos posibles

Los tratamientos paliativos de esta enfermedad consisten en prescribir una medicación que ayude a disminuir la presión intraocular, como el uso de colirios, que ayudan a disminuir la producción del líquido intraocular y/o a mejorar la vía de salida.

En los casos más avanzados, los especialistas pueden indicar el tratamiento mediante láser y, en última instancia, intervenir el glaucoma mediante tratamiento quirúrgico. Es importante destacar que estudios recientes han revelado que existen casos de glaucoma sin que la presión intraocular esté elevada. Por lo tanto, la implementación de varios métodos de análisis se vuelve más necesaria para elaborar un diagnóstico fiable.

El Instituto Oftalmológico Dexeus dispone de una unidad especializada en el glaucoma, integrada por especialistas experimentados en el diagnóstico y tratamiento de esta enfermedad. En dicha unidad se trabaja con las últimas tecnologías disponibles para la medición de presión intraocular sin necesidad de contacto, campimetría, polarimetría, topografía y ecografías de alta resolución.

Los estudios combinados dan como resultado un diagnóstico más preciso y ayudan a evitar que el glaucoma avance.


Comparte/Partekatu

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *