Euskadi Capital

Mejorar la movilidad de la rodilla después de una lesión es posible con Movex Clinics

Comparte/Partekatu

Las lesiones de rodilla se encuentran entre las afecciones más frecuentes en lo que se refiere a los problemas que perjudican la movilidad de las extremidades inferiores. Tratándose de la articulación más grande y compleja en el cuerpo humano, la rodilla es susceptible a fracturas, dislocaciones y desgarros.

Algunas de estas lesiones pueden tratarse con aparatos ortopédicos y ejercicios de rehabilitación, mientras que en otras ocasiones se puede requerir una intervención quirúrgica. 

En cualquier caso, Movex Clinics ofrece terapias que conjugan tecnología avanzada y tratamientos personalizados para obtener los mejores resultados en cuanto a rehabilitación de lesiones de rodilla.

Cabe destacar que Movex Clinics forma parte de Gogoa Mobility Robots, lo que significa que estos centros terapéuticos cuentan con respaldo de una empresa de referencia en biotecnología. Esto garantiza que los tratamientos se fundamentan en la vanguardia de la investigación y el desarrollo en el campo de la rehabilitación con exoesqueletos.

Exoesqueleto Belk de Gogoa

Movex Clinics destaca que contar con la tecnología más avanzada le permite acelerar y mejorar la recuperación de lesiones de rodilla y alcanzar resultados que superan las expectativas.

En ese sentido, el centro de salud se apoya en Belk, un exoesqueleto de miembros inferiores, con una articulación motorizada (rodilla), diseñado para el entrenamiento intensivo del movimiento natural de la articulación. Este dispositivo permite el uso en una sola rodilla o en ambas de manera simultánea.

La clínica explica que este exoesqueleto se diseñó especialmente para ayudar a los pacientes que quieren mejorar la marcha y aumentar la movilidad, sobre todo para quienes se han sometido a un procedimiento quirúrgico en la rodilla.

Una de las ventajas de Belk es que ayuda a fortalecer la funcionalidad de las articulaciones. Además, el dispositivo permite que el usuario configure el grado de movimiento angular y la velocidad de marcha, al tiempo que admite la posibilidad de regular la asistencia de la marcha, creando un campo de fuerza acorde con las necesidades de cada paciente.

Fases del entrenamiento

Movex Clinics aclara que sus procesos de rehabilitación con exoesqueletos pasan por varias fases. La primera es la valoración inicial, en la cual los profesionales del centro de salud entrevistan al paciente y hacen una exploración clínica, mediante escalas funcionales.

Posteriormente, en la fase dos el equipo elabora un informe y una propuesta de tratamiento, centrándose en los objetivos y necesidades del paciente.

En este punto, la clínica enfatiza que se evalúa con mucha responsabilidad si el paciente cumple con los criterios para utilizar los exoesqueletos desde el inicio. En caso contrario, se recomienda que primero se realice un tratamiento fisioterapéutico con tecnologías complementarias.

Por último, en la tercera fase se procede con el tratamiento usando tecnología robótica, que comienza con una etapa de familiarización con los equipos. Después se pasa al tratamiento intensivo combinado durante un mes, en el caso de la recuperación tras una lesión de rodilla. Ensayos clínicos han demostrado una reducción del tiempo de recuperación del 30 % frente a terapias convencionales. A partir de aquí, se aplican sesiones de consolidación para coordinar el movimiento, así como sesiones de seguimiento para mantener los avances.


Comparte/Partekatu

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *