Comparte/Partekatu

Una jornada donde no se registraron incidentes graves y donde el buen tiempo reinó a lo largo de la mañana

Alrededor de 800 personas pusieron disfrutar el pasado viernes de la Feria De Santo Tomás de Donosti. Una jornada que se desarrolló sin ninguna incidencia grave y con tranquilidad. El buen tiempo ayudó a que el público pudiera disfrutar de los diferentes espacios desde primera hora y a que el número de visitantes aumentara respecto a otros años.

La feria disponía este año de 67 puestos, donde los grandes protagonistas volvieron a ser los talos. En total se repartieron 45.000 vasos reutilizables y permanecieron abiertos 164 WC públicos. Con ello se ha logrado reducir los residuos de manera significativa, sobretodo en lo referido a botellas de vidrio.


Comparte/Partekatu

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *