La lluvia empieza a pasar factura en Álava

Comparte/Partekatu

La alarma se mantendrá hasta el jueves, día en que la situación empezará a mejorar levemente

La lluvia y el viento siguen estando presentes en todo Álava. A estas alturas y, tras las abundantes precipitaciones recogidas estos días, todas las miradas están puestas en los ríos. Además, las carreteras se muestran incapaces de absorber todo el agua caída, lo que está provocando importantes balsas.

Esta mañana se avisaba de desbordamientos en el río Zadorra y Baias. Así en Iruña de Oca, Pobes, Ribera Alta y Comunión se recomienda ir con precaución debido a la cantidad de agua depositada en el asfalto y que hace que sea una hazaña peligrosa el transcurso de los vehículos.

Pero por si fuera poco, algunas carreteras comarcales han tenido que ser cortadas, como el acceso a Villodas y Trespuentes, a la altura de A-3302.

Y, por si la lluvia no fuera suficiente, la nieve sigue presente en las cumbres. En puertos como Opakua o Herrera es obligatorio el uso de cadenas.

No será hasta mañana cuando la situación empiece a mejorar levemente. Las lluvias pasarán a ser débiles y la cuota de nieve volverá a ascender a los 1.000 metros.


Comparte/Partekatu

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.