Euskadi Capital

La complejidad de la toma de decisiones empresariales frente al bienestar organizacional

Comparte/Partekatu

En una compañía, la toma de decisiones no solo define el presente sino que también afecta el futuro de todos sus empleados.

Por ello, es esencial asumir responsablemente el impacto que cada decisión generará en los resultados a alcanzar. Decidir es básicamente elegir el rumbo de la empresa y de las personas que le dan vida. ¿Qué tan alineados están quienes toman decisiones con las personas que deben ejecutarlas? Muchas veces, el clima organizacional se ve afectado por decisiones que los ejecutivos toman de manera independiente, sin considerar los recursos humanos, la variabilidad del tiempo y la disponibilidad de recursos económicos. En este sentido, el paso inicial es que cada líder pueda plantearse el siguiente interrogante: «¿En cuánto esta decisión está contribuyendo al bienestar empresarial? ¿Cómo afecta esta decisión a nuestros empleados? ¿Cómo estamos tomando esta decisión? ¿Cuáles son los valores inherentes a esta toma de decisión?».

Si algo es esencial es que quienes trabajan día a día en pos del crecimiento organizacional sean conscientes del impacto sistémico de lo que deciden. El mundo emocional que implica decidir debe incluir el respeto, la honestidad y la integridad. En este sentido, las decisiones empresariales deben estar alineadas con la misión, visión y valores de la organización.

Otro factor esencial es la comunicación de las decisiones que se toman. ¿Saben, hoy en día, los líderes comunicar lo que se decidió? ¿Cuáles son los obstáculos más habituales con los que se encuentran en los momentos decisivos? Hoy en día, las organizaciones que reflexionan sobre sus prácticas y buscan crecer impactando positivamente en la sociedad, cuidando a sus empleados, buscan el acompañamiento de un coach profesional, experto en desarrollo organizacional y prácticas de liderazgo. En este contexto, Grupo Santalá es una empresa especializada en acompañar a los líderes para que lleven adelante su gestión de manera armónica y congruente con su propósito. Con veintitrés años de trayectoria, Grupo Santalá es sinónimo de confianza y profesionalismo en el quehacer organizacional.

Importancia de las decisiones empresariales

Decidir el futuro de una organización es algo extremadamente importante, ya que impacta en la vida de cada uno de sus miembros y afecta el bienestar emocional y financiero de quienes son sus eslabones esenciales: las personas. Si bien se piensa generalmente en decidir para crecer, también es primordial observar la ética del crecimiento. Cada día los empresarios, los líderes y los empleados deciden, pero cada uno lo hace conforme a lo que le es posible y considerando el límite y el impacto de lo que está en sus manos hacer. Muchas de las decisiones conllevan horas de análisis reflexivo compartido y de conversaciones sostenidas con los equipos. Es allí donde la figura de un coach es esencial. Este profesional es clave para mostrarles desde dónde están decidiendo, cuáles son las conversaciones pendientes, cómo se están preparando para los escenarios futuros que quieren crear. ¿Cuáles son las oportunidades que se presentan a partir de las decisiones que se están por tomar? ¿Cómo se preveen los obstáculos que puedan aparecer? ¿Cuánto impactan estas decisiones en la imagen pública de la organización? La idea de acompañar el proceso de toma de decisiones con un coach profesional es poder abordar la innumerable cantidad de interrogantes que pasan por la mente de los responsables. Que las decisiones sean éticas y de impacto positivo es esencial.

Capacitaciones efectivas, con Grupo Santalá

El mundo empresarial actual debe tomar decisiones sobre situaciones para las cuales los líderes, en general, no fueron preparados: la rotación de empleados que se van de un día para el otro, los conflictos emocionales que tienen sus miembros, problemas con el compromiso, la desmotivación, la falta de gestión emocional, el burntout y el estrés que dejó la pandemia, entre tantos otros potenciales conflictos internos. No son decisiones sobre el negocio las que más cuestan tomar, sino decisiones sobre las personas que deben ejecutarlo. De allí la imperiosa necesidad. ¿En qué se convierte una compañía si su gente vive estresada, desmotivada o preocupada permanentemente? Cada miembro de la organización tiene sus legítimas preocupaciones, por ende, el líder también. Entonces: ¿qué sentido tiene seguir evitando el acompañamiento de un coach? Elegir a Grupo Santalá es sinónimo de sentirse acompañado y confiar en que sea lo que sea que se deba decidir, el coach va a estar para ayudar a ver al líder lo que este por sí mismo no puede observar. Los profesionales de Grupo Santalá son coaches profesionales con credenciales de ICF y de EMCC y trabajan comprometidamente desde la ética profesional siendo conscientes de cuáles son sus espacios de intervención y cuáles no.

Claudia Lalloz, CEO de Grupo Santalá, es Máster Coach de ICF y Máster Practitioner de EMCC y acompaña a las compañías que se decidan a seguir creciendo con estándares de calidad. Los procesos de coaching organizacional que ofrece Grupo Santalá incluyen el acompañamiento personalizado de quienes tienen sobre sus hombros la responsabilidad de decidir el futuro que quieren diseñar.


Comparte/Partekatu

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *