Comparte/Partekatu

Los crustáceos se obtuvieron mediante pesca furtiva en Bizkaia y Gipuzkoa

Agentes de la Unidad de Vigilancia y Rescate de la Ertzaintza se han hecho con un total de 78 kilos de percebes obtenidos a través de la pesca furtiva.

Los crustáceos se sustraían en distintas zonas de Bizkaia y Gipuzkoa y, solamente en el trascurso de la tarde de ayer, se identificaron a 9 varones practicando esta modalidad. Siete de ellos, en las faldas del Monte Jazkibel, a los que se les retiraron 73 kilos, así como las herramientas de las que se valían para extraerlos de las rocas.

Mientras, en Barrika otros 2 hombres eran también identificados al portar 5 kilos del crustáceo cuando se disponían a desembarcar en la Ría de Plentzia.

A todo ellos se le han abierto diligencias y un expediente por pesca furtiva. El producto incautado irá destinado al Banco de Alimentos de Bizkaia.


Comparte/Partekatu

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *