Comparte/Partekatu

Empresarios y negocios de Bilbao que forman parte de #EstoNOtienequePARAR vuelven al trabajo con ilusión y conciencia de la necesidad de adaptación a una nueva etapa

Bilbao, al igual que la mayoría de las capitales de provincia, ya se encuentra en plena desescalada desde el lunes 11 de mayo. Algunas empresas que forman parte del movimiento #EstoNOtienequePARAR de la ciudad vasca nos cuentan cómo levantan las persianas de sus establecimientos, bajo estrictas medidas de seguridad pero con la ilusión del primer día. 

Varios negocios de esta ciudad, que forman parte del movimiento #EstoNOtienequePARAR como los Centros de Baile Moderno Fusión, Alma de Tocado, Zapatería Lasaga, Ruiz de Ocenda y Marguin Joyera, ya se encuentran en esta situación. En esta vuelta a la actividad donde todavía hay mucha incertidumbre, algunos empresarios y responsables de negocios nos cuentan cómo se reactivan. 

Los responsables de los negocios coinciden en que habrá cambios importantes a partir de ahora y que es responsabilidad de todos cumplir con las nuevas medidas de seguridad. Desde adaptar el negocio a las nuevas tecnologías hasta contar con material de prevención en los locales como máquinas de ozono, geles hidroalcohólicos, mascarillas y guantes. 

Ainhoa Zamora, directora de los Centros de Baile Moderno Fusión comenta que “es la primera vez que hemos cerrado tanto tiempo. Está claro que tras esta crisis, vamos a cambiar nuestra forma de trabajar, de vivir o incluso de socializar. Desde el 4 de mayo que pudimos volver a abrir nuestros centros de baile, hemos hecho un primer contacto con nuestros alumnos a través de las RRSS. Estamos teletrabajando y dando clases online.” 

José Ignacio Costa, propietario de Zapatería Lasaga, afirma que “abrimos por responsabilidad, por poner de nuevo la economía en marcha y por seguir aportando tal y como lo llevamos haciendo tantos años.” Además esta crisis ha provocado que muchas empresas se reinventen. “Esta crisis va a hacer que nos replanteemos todo a partir de ahora; a corto plazo, mi negocio ya ha cambiado: me he adaptado y comenzado a hacer mascarillas de algodón 100%”, comenta Amaia García, propietaria de Alma de Tocados. 

Virginia Fernández, copropietaria de Ruiz de Ocenda, pone de manifiesto que “levantar la persiana de nuevo para nosotros es una gran alegría. Ya no puede ser solo comprar y vender, tienes que ofrecer una experiencia diferente para que la gente elija venir a tu negocio. Si queremos que Bilbao sea una ciudad atractiva, también tiene que haber comercio y, sobre todo, comercio de calidad.” 

“Tenía muchísimas ganas de volver a abrir de nuevo mi negocio. Confío en que esta situación nos va a dar la oportunidad de empezar de nuevo y seguir adelante” expresa Marguin Valbuena, propietaria de Marguin Joyera. “Creo que es muy importante la digitalización de las empresas, al igual que lo es el “tú a tú” y que la gente viva una experiencia comprando en el comercio local. El negocio local es un pilar muy importante en la economía”

Los empresarios y empresarias que forman parte de #EstoNOtienequePARAR opinan sobre la importancia de la conexión entre las diferentes empresas, desde las más grandes a las más pequeñas. Esta reactivación de la cadena empresarial acelerará la recuperación de la economía productiva. No es momento de ponernos límites. Es momento de acelerar. 


Comparte/Partekatu

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *