Comparte/Partekatu

Su clara victoria ante el Girona hace que los armeros se alejen cada vez más de los últimos puesto de la Liga

El Éibar sigue imparable. Una jornada más se aleja de los puestos de descenso con una contundente victoria ante el Girona por 3-0.

A pesar de que los primeros en dar el primer susto fueron los catalanes, los vascos iban a ir a por todas. Aún así, las condiciones en las que se encontraba el campo debido a las torrenciales lluvias de la última semana, dificultaban el movimiento de balón produciendo un partido lento y monótono.

Fue en mitad de ese aburrimiento, cuando los de Mendilibar hicieron su primer tanto. Gracias a un pase de Orellana, Rubén Peña inauguraba el marcador.

Aún así, el Éibar sufría los restante minutos del primer tiempo y acabaría pidiendo la hora.

En la segunda mitad los locales entraron con más fuerza y lograrían hundir al Girona gracias a una vaselina de Charles. Apenas unos minutos después, Ramallo provocaría un claro penalti sobre Enrich, que Charles acabaría por transformar.

A pesar de los cambios en ambos equipos, el marcador ya no se movería más. El Éibar finalizaría dominando plenamente el encuentro y los catalanes serían incapaces de reaccionar.


Comparte/Partekatu

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *