El Ayuntamiento de San Sebastián prevé congelar la mayoría de las tasas e impuestos en 2023

Comparte/Partekatu

Aplicará una subida del 1,5% al IBI e incrementará 4 de las 21 tasas: la OTA, la de residuos, la grúa y la ocupación de dominio público en lo referente a vados.

El Ayuntamiento de San Sebastián congelará la mayoría de los impuestos y tasas municipales en 2023, según la propuesta del gobierno PNV-PSE, que plantea subir sólo un 1,5 % el IBI y cuatro de las 21 tasas, las que cobra por la recogida de residuos, la grúa, la OTA y la tasa de ocupación en lo referente a los vados para vehículos.

El alcalde, Eneko Goia, ha explicado que con esta propuesta el gobierno «seguir promoviendo la reactivación económica» de la ciudad tras las dificultades acarreadas por más de dos años de pandemia y ha subrayado que se trata de una propuesta «muy contenida» ya que las modificaciones previstas para 2023 en materia fiscal «están muy por debajo del IPC Y PIB previstos para final de año» y buscan mantener la recaudación con la que el ayuntamiento podrá hacer frente a los gastos derivados de la prestación de los diferentes servicios públicos.

El responsable de Hacienda, Kerman Orbegozo, ha indicado que con esta propuesta el Ayuntamiento de San Sebastián prevé recaudar del orden de 1,15 millones de euros más que este año, lo que «permitirá mantener la buena situación financiera» del consistorio. Según ha precisado, el impuesto de bienes inmuebles (IBI), será el único de los cinco impuestos que aumentará su tipo impositivo, que subirá el 1,5 %, dado que no se propone modificar el recargo a las viviendas vacías, ni las diferentes exenciones que contempla la ordenanza.

Las tasas por «la ocupación de dominio público con vados y pasos de acera», y las correspondientes a la prestación de los servicios de la grúa y la regulación de aparcamientos OTA, aumentarán en principio en la misma proporción, para «seguir cubriendo el déficit» de los mismos, al igual que corresponde a la recogida de basuras. Orbegozo ha indicado que, junto a la modificación prevista en la tasa de la OTA, se han aprobado paralelamente los cambios en su reglamento que permitirán extender el sistema de estacionamiento regulado al barrio de Loiola y a las zonas de Melodi y el paseo de Heriz-Aizkorri, que entrarán en funcionamiento el 1 de enero de 2023, una vez sea tramitada la nueva ordenanza fiscal que regulará la tasa de la OTA.

Ahora se abre el plazo para que los grupos políticos puedan hacer propuestas, aportaciones o enmiendas, tras lo que será presentada a la ciudadanía a principios de septiembre. Después se debatirá en la Comisión de Hacienda antes de ser aprobada en pleno, previsiblemente, en el mes de diciembre.


Comparte/Partekatu

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *