foto: Athletic Club
Comparte/Partekatu

El Atheltic gana 1-0 al Granada en la ida de la semifinal de Copa con un gol de Muniain, pero consideran mal anulado un tanto de Capa en la segunda mitad

El Athletic Club ha derrotado por 1-0 al Granada en la ida de las semifinales, con un tanto de Muniain en la primera mitad, pero se vio frenado en su asalto hacia la final con un gol que considera mal anulado de Capa por posición antirreglamentaria de Williams, a distancia suficiente del disparo como para no distraer a Rui Silva, que ni siquiera protestó al encajar el que era el 2-0. El VAR llamó a Hernández Hernández a filas cuando nadie lo esperaba. Y el canario invalidó el gol.

San Mamés no entendió el arbitraje. La primera falta de Dani García, apercibido para la vuelta, le provoca sanción. Machís, con idéntica situación, se quedó sin castigo tras dos entradas similares. Es cierto que tampoco Soldado jugará en Granada después de una acción clara de amarilla.

El equipo de Gaizka Garitano fue superior a los nazaríes, que avisaron primero a un Simón espléndido a disparo de Yangel Herrera. Poco a poco fue sumando ocasiones, una de Williams cuyo disparo cruzado fue desviado por Rui Silva y no dio saque de esquina. Vesga disfrutó de dos ocasiones: en ambas se topó con el meta portugués. La segunda fue clarísima. El Athletic fue sumando ocasiones, con otra volea de Yuri.

Y cazó pieza en el minuto 41. Hernández Hernández dio una ley de la ventaja que echó atrás al perder el balón el Athletic. Dani García pilló en cueros a la defensa granadina, habilitó a Williams, que se lleva bien la pelota aunque los granadinos reclamaron mano, y este puso el gol en bandeja a Muniain. Hubo que esperar al VAR…

La segunda mitad arrancó con un gol bien anulado a Yeray, una contra que Williams mandó arriba y el tanto de la polémica que ponía al Athletic en la cresta de la ola de la eliminatoria. Rui Silva respondió de nuevo a Iñaki y Simón se sacó dos buenas paradas ante Neva y Víctor Díaz. Pese a la victoria, que le pone por delante en la eliminatoria, la afición y el equipo se fueron enfadados a casa.


Comparte/Partekatu

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *