Comparte/Partekatu

Agentes de la Ertzaintza detenían, en la tarde de ayer en Donostia, a dos varones de 19 y 27 años de edad acusados de un delito de hurto que excede de los 400 euros. Dos agentes fuera de servicio, uno de la Ertzaintza y otro de la Policía Local de Erandio, eran testigos de cómo dos individuos abrían un turismo en la calle Rentería y se llevaban un bolso, procediendo a retenerlos hasta la llegada de una patrulla de la Ertzaintza y recuperando el bolso robado.

Sobre las ocho menos cuarto de la tarde de ayer, dos agentes fuera de servicio, uno de la Ertzaintza y otro de la Policía Local de Erandio, que se encontraban paseando por la calle Rentería de la capital donostiarra, eran testigos de cómo dos individuos se acercaban a un turismo estacionado y, mientras uno de ellos vigilaba desde la parte trasera del mismo, el otro abría la puerta del conductor y cogía un bolso. 
Al instante, mientras uno de los agentes interceptaba al individuo que acababa de coger el bolso, el otro salía en persecución de su acompañante, que ante la situación generada intentaba huir, interceptándolo también rápidamente. A continuación, daban aviso a la Ertzaintza de lo sucedido. 
Instantes después se personaba una patrulla de la Ertzaintza en el lugar. Tras comentar a los ertzainas lo sucedido, identificándose asimismo como agentes, y después de hablar con otros testigos de lo sucedido, los ertzainas procedían a detener a los sospechosos, dos varones de 19 y 27 años de edad, bajo la acusación de un delito de hurto que excede de los 400 euros, pues el valor del bolso y de lo que contenía excedía esa cantidad. Acto seguido, los detenidos eran trasladados a dependencias policiales.
 


Comparte/Partekatu

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *