Euskadi Capital

Celéctricos y sus servicios de asesoría e instalación de cuadros eléctricos

Comparte/Partekatu

Los cuadros eléctricos, o de distribución, son uno de los principales componentes que debe tener cualquier instalación eléctrica. En él, se protegen todos los circuitos diferentes en los que está dividida la instalación a través de fusibles, protecciones diferenciales y magnetotérmicas. En pocas palabras, es el equipo que protege cualquier hogar o establecimiento.

Este elemento fundamental es el encargado de proteger las casas cuando ocurren fallos en la instalación o en los aparatos conectados al cuadro eléctrico. Es de vital importancia escoger el tablero de distribución correcto, por lo que Celéctricos pone a disposición del usuario un abanico con varias opciones, fabricados en España y con los mejores componentes.

Funciones del cuadro eléctrico

Todo cuadro de distribución cuenta con dos funciones principales. En primer lugar, minimizar el riesgo de sufrir sobrecargas eléctricas y, en segundo lugar, evitar que ocurran cortocircuitos en las instalaciones de luz de la casa. En caso de que llegase a suceder cualquiera de los dos escenarios, la función del cuadro eléctrico es cortar la relación con el contador de luz y así dejar de registrar el consumo en el hogar.

Al tener la correcta potencia contratada, el centro de carga no reconocerá una demanda de potencia superior a la aprobada con el usuario y no hará saltar el Interruptor de Control de Potencia. De modo que, los cuadros eléctricos son indispensables para garantizar la seguridad de la vivienda y de quienes habitan en ella.

En el caso de reconocer una incidencia, el sistema hace saltar las respectivas palancas, cortando así el suministro energético en el punto comprometido. Asimismo, evita que se dañen los dispositivos conectados o, en el peor de los escenarios, previene que una persona sea víctima de una descarga eléctrica.

¿Cómo elegir el cuadro de distribución adecuado?

Lo primero que se debe considerar en el momento de adquirir un cuadro eléctrico es el lugar de instalación: si se ubicará en el exterior, en el interior, en ambientes húmedos, superficial sobre una pared o empotrado.

Después, el usuario debe conocer la potencia mínima necesaria para el lugar en el que se instalará el cuadro y, por último, determinar la cantidad de interruptores adecuada según el tamaño de la vivienda, cuántos puntos de iluminación o enchufes tiene y la cantidad de dispositivos o aparatos que se deseen conectar.

Sin embargo, no todos los clientes tienen conocimiento o experiencia en cuadros de distribución y su instalación. Por ello, Celéctricos pone expertos en la materia a disposición del usuario para asesorar en la elección del centro de carga adecuado para cada hogar.


Comparte/Partekatu

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *