Comparte/Partekatu

La Diputación reconoce el trabajo que realiza la asociación a favor de la igualdad de oportunidades en el ámbito económico entre hombres y mujeres

El Consejo de Gobierno ha decidido hoy dar inicio al expediente para la concesión de la Placa de Oro de Gipuzkoa, la más alta distinción que otorga la Diputación Foral, a la Asociación de Profesionales, Empresarias y Directivas de Gipuzkoa (ASPEGI). “Hemos querido reconocer el trabajo que viene realizando esta asociación a favor de la igualdad de oportunidades en el ámbito económico, social y laboral, entre hombres y mujeres”, ha explicado la portavoz foral, Eider Mendoza. El acto de entrega de la Urrezko Plaka se llevará a cabo el 18 de diciembre, en el Palacio foral.

Mendoza ha comparecido hoy ante los medios de comunicación para dar a conocer las decisiones adoptadas por el Consejo de Gobierno de la Diputación. Según ha comentado, la concesión de la Urrezko Plaka sirve para reafirmar el compromiso de Gipuzkoa con ASPEGI, “ya que ha sabido impulsar un proyecto moderno en aras a una sociedad más justa e igualitaria”. Asimismo, la portavoz foral ha querido hacer extensible el reconocimiento a todas las mujeres implicadas en el sector empresarial.

“La contribución de ASPEGI es fundamental para el desarrollo de nuestro territorio, promoviendo la eficacia y eficiencia empresarial a través de la búsqueda de los medios necesarios para potenciar el aporte de valor de todas las personas que integran las empresas”, ha señalado la responsable foral, haciendo hincapié especialmente en el trabajo que desarrolla “apoyando, defendiendo y desarrollando los valores humanos, sociales y profesionales de la mujer en su condición de empresaria, directiva o profesional”.

ASPEGI es una asociación sin ánimo de lucro fundada en 1998, y su principal objetivo es el de contribuir a lograr la igualdad de oportunidades y derechos en el ámbito económico, social y laboral, entre hombres y entre mujeres. “Con sus actuaciones, pretende ser el nexo de unión y la entidad representativa de las mujeres empresarias, profesionales y directivas de Gipuzkoa, actuando mediante la defensa, representación y promoción de sus intereses, en el desarrollo y competitividad en los ámbitos empresarial, profesional y social”, ha señalado la portavoz foral.

Para ello, impulsan iniciativas que promueven y facilitan la incorporación de la mujer al mundo profesional y empresarial y que apuestan por su visibilidad, con la finalidad de la asociación es contribuir, mediante una progresiva ampliación de su marco de actuación y ámbito de influencia, a la consecución de una sociedad más justa e igualitaria. En la actualidad forman parte de ASPEGI más de 650 mujeres de Gipuzkoa pertenecientes a todos los sectores empresariales y profesionales.

La Urrezko Domina (en este caso Placa, al tratarse de un colectivo) se entregó por primera vez en 1982 y es la máxima distinción que concede la Diputación. A lo largo de la historia, estas han sido las personas y colectivos galardonados: Jose Miguel Barandiaran (1982); Orfeón de Donostia (1985); Xabier Arzalluz, Pedro Luis Uriarte eta Carlos Garaikoetxea (2005); Pedro Miguel Etxenike, Itziar Astiasaran eta Andoni Egaña (2006); Mikel Laboa (2008); Angel Olaran (2010); Nestor Basterretxea (2013); Benito Lertxundi (2014); Juan Antonio Urbeltz (2015); Ramon Saizarbitoria (2016); las víctimas del franquismo y sus familiares (2017); y Jakin Taldea (2018).

BIC Gipuzkoa

Por otra parte, el Consejo de Gobierno ha aprobado una aportación de 150.000 euros a favor de BIC Gipuzkoa, con el objetivo de financiar la actividad ordinaria de esta sociedad. Dicha entidad fue creada en 1993, y en ella participan a partes iguales Diputación y Gobierno Vasco, a través de SPRI, por lo que esta segunda institución llevará a cabo una aportación similar. El objeto fundamental de la sociedad es la prestación de servicios y la promoción de iniciativas orientadas hacia la creación de nuevas empresas innovadoras, así como a la revitalización y al fomento de la innovación y la diversificación en las empresas ya existentes en Gipuzkoa.

“Para Gipuzkoa, se trata de una herramienta de gran importancia, que ha dado sobradas muestras de su efectividad a través de la ayuda que presta a personas emprendedoras y startups”, ha señalado Mendoza en su intervención. A su juicio, el mejor indicador de dicha efectividad es “a través de resultados”. Así, según ha destacado, en 2018 BIC contribuyó a desarrollar 39 nuevos proyectos, y otras 28 iniciativas de intraemprendizaje. Asimismo, impulsó 41 startups, con una previsión de empleo de 416 puestos de trabajo y una inversión prevista de 28 millones de euros. En 2019, en lo que llevamos de año, se ha apoyado a 26 proyectos de emprendimiento y otros 31 de intraemprendizaje, y se han impulsado 20 nuevas empresas con una previsión de empleo de 207 puestos y una inversión prevista de 13 millones de euros. Asimismo, de cara al futuro, BIC tiene en cartera otros 25 proyectos, con los que empezará a trabajar el ejercicio que viene.

“Biociencias, fabricación avanzada, nuevos modos de movilidad, energía, gastronomía digital… son algunos de los sectores en los que se sitúan estos proyectos”, ha destacado Mendoza, señalando que contribución todo esto trabajo hace a la economía del futuro. “BIC Gipuzkoa cuenta con capacidad para prever, adecuar y responder a las necesidades de las empresas y emprendedores del entorno, y es una herramienta de gran valor para impulsar la innovación, la preparación y la actividad empresarial en Gipuzkoa”, ha defendido. Por último, ha destacado la importancia que la forma de trabajo colaborativa tiene para esta BIC Gipuzkoa, ya que coopera en su día a día con centros tecnológicos, instituciones públicas y privadas, universidades… “Su forma de trabajar encaja en la filosofía de la Diputación y de Etorkizuna Eraikiz y es un proyecto que, de cara al futuro, tenemos que seguir fortaleciendo”, ha concluido.


Comparte/Partekatu

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *