Comparte/Partekatu

Tras el paso del Athletic Club a semifinales de la European League ante el Shalke 04 alemán, los hinchas rojiblancos continuaron de fiesta en sus lugares habituales de reunión tras el partido. La Ertzaintza actuó con un uso excesivo de la fuerza lo que provocó la muerte del hincha rojiblanco Iñigo Cabacas por un disparo de pelota de goma que le produjo heridas irreversibles

EL joven hincha rojiblanco murió en el callejón de la calle María Díaz de Haro, en el que resultó herido de muerte el 5 de abril de 2012

Cabacas, que entonces tenía 28 años, cayó fatalmente herido ese día tras recibir un impacto de una pelota de goma lanzada por la Ertzaintza durante unos incidentes posteriores a un partido del Athletic Club.

El joven aficionado del Athletic Club, que resultó herido cuando festejaba la victoria de su equipo, murió cuatro días después en el hospital de Basurto por las lesiones provocadas por una fractura craneal.

Dos años de cárcel para un ‘ertzaina’ 

La Audiencia de Bizkaia condenó en 2018 al mando de la Ertzaintza y absuelve a los otros cinco policías implicados en el ‘caso Cabacas’.

Los ertzainas llegaron al callejón de María Díaz de Haro avisados por un ciudadano. En el callejón se había producido una pelea pero las personas que habían intervenido en la misma ya no se encontraban allí, según el relato que el testigo transmitió a los agentes.

Los ertzainas transmiten al mando que la zona “está llena de gente” y que no ven “ninguna pelea”. El superior les ordena a las cuatro furgonetas entrar en el callejón y a la herriko, así cortar los incidentes, lo que ocasiona una primera carga policial.

Los ertzainas de la patrulla en la zona explican que tras la carga han realizado detenciones y que les están arrojando “objetos contundentes” por lo que piden refuerzos, y poco después explican que “la situación está controlada”.

Pero desde la comisaría, les reiteran las órdenes “para que queden bien claras” y les dicen: “Entren al callejón con todo lo que tenemos, entren a la herriko, controlan la situación y los que haya que puedan ser agresores, se les controla o se les echa, y se toma toda la posición y entonces la situación estará controlada”, según publicó Gara en su momento.

A continuación, se escuchan los disparos de las pelotas de goma y al responsable de la patrulla en el lugar que pide entrar “suave, suave” y, un minuto más tarde, ese mismo agente solicita una ambulancia porque hay “una persona herida”. El hincha del Athletic Iñigo Cabacas recibió en ese lugar el impacto de una pelota de goma en la cabeza y falleció tras varios hospitalizado.

En ese preciso instante, varios agentes transmiten a su mando que el joven ha podido resultar herido por el impacto de una pelota. Un extremo que el responsable descarta. “Se habrá desmayado”.


Comparte/Partekatu

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *